CONTRATAR UN ADECUADO SEGURO DE RESPONSABILIDAD CIVIL PUEDE AHORRARTE PROBLEMAS

concepto politica seguro vida salud finanzas seguros 1421 87

Este tipo de seguro te permitirá realizar tu trabajo sin la preocupación de que la empresa pueda ser demandada por un tercero.

El seguro de Responsabilidad Civil (RC) tanto para empresa como la vida privada se refiere a las obligaciones que tenemos de indemnizar a un tercero por daños que se le han generado tanto personales como a los bienes. Se trata de una póliza a través de la cual se cubre el riesgo en que incide cualquier empresa reclamada por haber provocado daños a terceros.

Este tipo de seguro, según mi criterio es de los más importantes a la hora de iniciar una actividad empresarial (cualquier actividad), los trabajadores tienen que asumir grandes responsabilidades, procedentes de su actividad laboral.

Es importante tener en cuenta que una empresa incurre en riesgos de diferentes tipos, ya que existen diferentes formas de causar daños a los demás. Por ello, la empresa debe cubrirse respecto a posibles reclamaciones.

Dependiendo de tu actividad profesional, podrás elegir entre una gran variedad de tipos de RC el seguro o póliza que mejor se adapte a tus intereses y necesidades.

 Tipos de daños que puede causar una empresa

  • Daños materiales: Por ejemplo al mojar el local de debajo por un descuido o avería en nuestra empresa.
  • Daños personales: Se refiere al incidente de alguien que sea golpeado por un producto que se cae de una estantería y sufrir, consecuentemente, daños corporales.
  • Perjuicios económicos: si en nuestra empresa se origina un incendio y la empresa contigua no puede abrir durante varios días por los daños que le hemos provocado, será a través de nuestra póliza de seguro que haremos frente al perjuicio económico

Seguro de RC para profesionales

Los seguros de Responsabilidad Civil Profesional, se pueden contratar tanto para empresas como para autónomos. Estas pólizas van dirigidas a empresas y profesionales de una gran diversidad de sectores como pueden ser:

  • Profesionales, personas jurídicas o entidades sanitarias en el ámbito privado.
  • Profesionales financieros y administradores concursales.
  • Corredores de seguros y abogados.
  • Técnicos y empresas dedicadas a la conservación de ascensores.
  • Actividades de espectáculos u ocio.
  • Complejos deportivos.
  • Empresas de restauración y hostelería.
  • Empresas de transporte colectivo público y escolar.
  • Agencias de viaje.
  • Empresas organizadoras de eventos o espectáculos.
  • Centros de enseñanza.

Un seguro de RC profesional para autónomos y pymes está especialmente diseñado para proteger al profesional teniendo en cuenta las particularidades de cada profesión, tamaño de la empresa y riesgos a los que se exponen.

Se centran en dar cobertura a los daños que se puedan provocar a terceros por la empresa en el ejercicio de su profesión. Estos trabajadores corren el riesgo de cometer errores, omisiones o a sufrir actos deshonestos por parte de sus empleados, que pueden conllevar reclamaciones o demandas por parte de terceros.

Por este motivo, estas pólizas suelen cubrir además de la RC profesional, la propiedad intelectual, infidelidad de empleados, pérdida de documentos, los gastos jurídicos o el pago de las posibles fianzas que imponga la ley.

En los seguros de RC profesional, también se pueden incluir coberturas de responsabilidad civil de explotación o general.

Seguro de RC para autónomos

Se dirige a los trabajadores por cuenta propia. La reclamación a una empresa por terceros, puede derivar en numerosos gastos. Cuando se trata de un trabajador autónomo no siempre se tiene crédito suficiente para hacer frente a ellos. 

Los seguros de Responsabilidad Civil evitan el riesgo de tener que afrontar los gastos de un siniestro relacionado con el trabajo, ya que, en caso de producirse, será la compañía aseguradora la que se haga cargo del pago de indemnizaciones.

En numerosas ocasiones, este tipo de seguros cubre también los robos, accidentes o incendios que se puedan producir en el local de trabajo, así como la maquinaria que haya en su interior. Por ejemplo, si en una frutería, un cliente se resbala o sufre un daño mayor, el seguro lo cubriría y se haría cargo de los gastos que ello implicaría.

Seguro de RC para Administradores y Directivos

Los administradores, directivos de empresas y consejeros suelen contratar un seguro de Responsabilidad Civil específico para poder desempeñar sus funciones en la empresa. De esta forma, se aseguran tener protegido su patrimonio personal de las sociedades filiales creadas y adquiridas durante el periodo de seguro ante posibles reclamaciones.

Este tipo de pólizas de Responsabilidad Civil para Administradores y Directivos (D&O) les protegen ante posibles reclamaciones de terceros por actos incorrectos en el ejercicio de su cargo. Este modelo de pólizas suele cubrir

gastos de consultoría externa, de defensa jurídica, pago de indemnizaciones o constitución de finanzas, entre otros.

Garantías y coberturas habituales de las pólizas de RC

Las garantías que se pueden incluir en un seguro de responsabilidad civil son variadas. Además, las distintas aseguradoras en ocasiones las denominan de forma diferente. Algunos ejemplos:

Seguros multirriesgo                                                                                                                                                                                                                         Son póliza de seguro que incluyen diferentes tipos de coberturas (incendio, daños por agua, robo,… responsabilidad civil entre otras).

La responsabilidad civil que se incluye en estas coberturas suelen ser RC de explotación o general, es decir que no es siempre seguro que incluyan la responsabilidad civil profesional. Aunque últimamente están cambiando y mejorando mucho las pólizas de multirriesgo de pymes de muchas aseguradoras.

Seguro de RC de explotación

Es el que hace referencia a los daños causados a terceros ocasionados por la estructura empresarial (ya sea un autónomo o una empresa con empleados) durante su jornada laboral.

La garantía de responsabilidad civil de explotación suele ser una de las básicas que se incluyen en las pólizas de RC. Esta garantía cubre los daños producidos mientras los trabajos o las obras están en marcha y no han terminado.

La responsabilidad civil de explotación es aquella derivada, como su nombre indica, de la explotación de un negocio. Puede provenir de una lesión sufrida en las instalaciones del profesional o derivada de la mala práctica del mismo, siempre que no coincida su culpa.

Ejemplo: Una persona viaja en transporte público y sufre un fuerte golpe en la cabeza al descolgarse de repente el maletero del tren. De repente, esto le produce mareos, vómitos y desplazamiento de una vértebra.

Al producirse el accidente durante el desarrollo de la actividad empresarial y  al  causar un daño físico a un tercero podremos aplicar el seguro de responsabilidad civil de explotación para que indemnice a la persona que se encontraba viajando y sufrió las lesiones.

Conforme al artículo 1101 del Código Civil, el profesional que causa una lesión a través de sus actividades profesionales debe indemnizar los daños y perjuicios causados al lesionado. Esta indemnización cubre los conceptos de daño emergente, lucro cesante y, de probarse, daños morales.

El seguro de explotación cubre las lesiones derivadas de:

  • Los actos del profesional, sus empleadosy becarios.
  • Los producidos en las instalacionesdel asegurado, por sus herramientas y máquinas.
  • Los producidos durante actividades que organice el profesional, incluyendo reuniones, excursiones, cenas, formación…

Seguro de RC Subsidiaria

La cobertura de seguro de responsabilidad civil subsidiaria es la garantía de la póliza que protege al asegurado frente a la obligación de hacer frente (aunque indirectamente) a las reclamaciones por daños a terceros provocadas por actos de subcontratistas relacionados con su propia actividad.

Por tanto quedan cubiertas las indemnizaciones que el asegurado de forma subsidiaria pueda verse obligado a satisfacer.

La responsabilidad civil subsidiaria sólo puede exigirse cuando el obligado principal resulte insolvente. Se utiliza menos que la solidaria porque ésta permite al acreedor exigir el cumplimiento de la obligación tanto al deudor como al responsable solidario.

Ejemplo: Una constructora subcontrata los trabajos de fontanería. Realizando su trabajo, el fontanero produce un daño al edificio de al lado. El responsable directo es el fontanero, pero al estar trabajando bajo las instrucciones del constructor, el constructor es responsable subsidiario.

Seguro de RC cruzada

La responsabilidad civil cruzada es aquella en la que incurre una persona (física o jurídica) respecto de los trabajadores de sus contratas y subcontratas.

En el caso de que concurran estos daños, el empresario contratante o subcontratante (empresario principal) será civilmente responsable de la lesión por responsabilidad civil cruzada. Y, como tal, deberá indemnizar al trabajador lesionado.

Cuando un empresario deja algunos de sus servicios en manos de contratistas y subcontratistas, los trabajadores de tales compañías pasan a prestar servicios para el primero. Por tanto, aunque la relación laboral persista entre los trabajadores y la contratista o subcontratista, los empleados están ejerciendo una actividad en beneficio de la empresa principal.

 Muchas veces este servicio se presta en las instalaciones de la empresa principal. Otras veces, se presta en los lugares en los que ésta trabaja (y, por tanto, de los que es responsable) o en las condiciones que ésta ordena (incluyendo trabajos nocturnos o bajo condiciones ambientales adversas).

Es una garantía de indemnidad del trabajador de la contrata o subcontrata cuando sufre un daño con origen en el personal, equipo o instalaciones del contratante principal.

Es una cobertura opcional, de modo que habrá que solicitarla a la hora de formalizar la póliza. Sin embargo, es altamente recomendable y la mejor opción para todos los empresarios que vaya a contratar o subcontratar sus servicios.

Ejemplo:

Una empresa de construcción subcontrata ciertos trabajos a otra empresa. Si los empleados de la otra empresa causan daños a terceros, hablaríamos de responsabilidad civil subsidiaria, pero si los empleados son quienes sufren los daños, es cuando hablamos de responsabilidad civil cruzada. 

Seguro de RC de Productos

Este seguro hace referencia a la obligación que tendría un producto si por un fallo en el mismo crease un daño a una o varias personas. Esto podría crear problemas graves y las empresas suelen enfrentarse a demandas millonarias.

En esta póliza se cubren los daños derivados por el uso, manipulación o simple propiedad de los productos de la empresa. También se cubren cuando existen errores en las instrucciones de montaje, utilización o consumo.

Seguro de RC Patronal

Se trata de una garantía que se puede incluir de forma optativa en las pólizas de responsabilidad civil. Es decir, puede estar en un seguro junto con otras garantías como explotación o cualquier otra.

En este caso, la empresa afronta la responsabilidad cuando un empleado ha sufrido un accidente en el desempeño de su trabajo, sufriendo daños y realiza una reclamación por ello. Este accidente puede haber ocurrido por acción u omisión de los empresarios.

Ejemplo: El jefe de obra de una constructora comete la negligencia de no mantener el lugar de trabajo con el orden y limpieza requeridos. Desafortunadamente, uno de los empleados tropieza con un escombro y se rompe un brazo. En una situación como esta, la responsabilidad civil patronal cubre los días de baja y el gasto sanitario que se derive.

Franquicias en los seguros de responsabilidad civil para empresas.

Son aquella parte del importe del siniestro que debe asumir el asegurado y a partir de la cual se hará cargo la aseguradora.

Lo habitual es que las compañías incluyan una franquicia en este tipo de pólizas de RC. De este modo, abaratan la prima (el precio) y se reduce la frecuencia de siniestralidad al compartir el riesgo con el asegurado.

 Tipos de franquicias en los seguros de RC

 Fijas: muchas aseguradoras fijan un importe que es el que debe asumir la empresa asegurada.

Porcentuales: en otros casos puede ser un porcentaje de la cuantía del siniestro, donde puede existir un alto riesgo para el asegurado, ya que si el siniestro es grande el porcentaje puede ser una suma demasiado alta para la empresa.

En el caso de las franquicias porcentuales de las pólizas de RC para empresas, suele ser habitual que se añadan límites fijos por arriba y por abajo. Es decir, como mínimo la franquicia debe ser de tantos euros o que como máximo la franquicia sea de tantos otros euros.

Precios de las pólizas

Los precios de las pólizas de RC para empresas dependen de los siguientes factores:

  • Volumen de facturación. En otros casos, si se incluye la cobertura de responsabilidad civil patronal, el número de empleados también suele influir en la tarifa.
  • La actividad que lleve a cabo la empresa.
  • Sumas aseguradas contratadasen las pólizas, así como los sublímites de las mismas.
  • Las garantías que se incluyan en la póliza o seguro.

¿Por qué contratar la cobertura de RC laboral?

  • Es necesario que una empresao autónomo estén cubiertos frente a las posibles reclamaciones que puedan recibir por los accidentes de sus empleados (las cantidades pueden ser grandes si hay daños personales o fallecimientos).
  • Las empresas que concursan en licitaciones públicasdeben tener estas coberturas y además con ciertos límites o capitales para optar a llevar a cabo determinadas obras si así se indican en los pliegos de condiciones.

Por tanto, a la hora de contratar un seguro de Responsabilidad Civil, hay que tener en cuenta:

  • Describir claramente la actividad que realiza la empresa
  • Ajustar los limites indemnizatorios, arreglo a la legislación y posibles
    cantidades a las que debamos hacer frente
  • A la vez que fijamos los sublímites adecuados

 

0
0
0
s2smodern
powered by social2s

OFICINAS

Calle Salvador Nº31
Los Santos de Maimona
(06230) Badajoz
Teléfono: 924544949
Fax: 924925274
Móvil: 661713443

  

Calle Badajoz Nº 22
Almendralejo
(06200) Badajoz
Teléfono: 924544949
Fax: 924925274
Móvil: 661713443

Todos los derechos reservados.